Korge

Canción de protesta

A Silvio.

 

Cayó mortalmente herido de un machetazo en la guitarra

pero aún tuvo tiempo de sacar su mejor canción de la

funda

y disparar con ella contra su asesino

que pareció momentáneamente desconcertado

llevándose los índices a los oídos

y pidiendo a gritos

que apagaran la luz.

 

 

(Un libro levemente odioso)

—————————————

 

Ecos

 

Las luciérnagas de cristal

que justifican su vestidura

adosadas al líquido muro azul mutante,

van tenuemente negativizando su locuacidad encendida.

hasta un ser transparente cuerpo en el celeste inmenso.

Los esqueletos fabriles descargan sus golpes

de metales en roce encendido

y comienzan a ronronear los cachorros inmensos;

que devoran descansos y quimeras,

a aquellos indolentes testigos de su propia presencia masa.

Y se cubre la calma acústica, de un oleaje de abejorros en celo

que en suma de decibeles se hace amo caótico del espectro sónico.

Cuya cima, presencia total de pleno son, de todo tono

invisibiliza el epifánico bemol de tu voz en mi oído.

Es bello entonces haber conservado en mis gavetas

el eco inmenso de tu voz acusando arrullo.

 

—————————————

MENSAJE EN UNA BOTELLA

…me encuentro en la estación Baquedano, y quiero aprovechar que es zona Wi Fi para enviar este mensaje.

Que es como un mensaje en la botella en mundo virtual.

Quiero comenzar diciéndoles que yo no creí en el mensaje publicitario, que decía, que el nuevo sistema de transportes me cambiaría la vida. Y debo confesarles que si lo ha hecho.

Mi matrimonio, se terminó hace aproximadamente 2 semanas, cuando mi esposa no alcanzó a abordar el vagón.

Siempre fue de un temperamento poco agresivo y bueno, ya ven las consecuencias. Un par de personas me han dicho que viene en la misma dirección que yo, pero 3 o 4 estaciones mas atrás. No estoy seguro de llegar a verla, hace 3 días que estoy en el anden sur y con los avances que hemos logrado, creo que a más tardar mañana durante la tarde lograré subir al tren en dirección oriente. Recuerdo que el lunes en la mañana fue la última vez que vi a mis hijos cuando iban en dirección a sus respectivos colegios. Espero que estén en la dirección correcta. Si alguien que lea este mensaje les ve, díganles, que los quiero mucho y que los extraño. Que hagan todos los transbordos necesarios para que nos encontremos para el cumpleaños de la abuela. Uf, ojalá lo lean.

Tomé este notebook del señor que está a mi lado. Me da la impresión que anoche dejó de respirar.

————————————

..el tiemblo incrustado por los temores se desvanece breve y sutilmente desde el andèn esperanzado.
De un brillante relampaguear, el sindrome penelope “no era asì su cara ni su piel”, desaparece.
Es cierto que a veces ha llovido, pero cuanto tiene de riosÊel rostro cuando acomete el sol.
Te amo, es cierto, pero tambien me amas tù y la aurora, celosa, te deja notificaciòn.
Amanece en Santiago, amanece y te has llevado el sol.

————————————–